#Como hacer

¿Cómo revelar fotos en casa como un profesional?

En 02/02/2022
Anuncios

Revelar fotos en casa es una actividad que está ganando mucho espacio, aún y cuando la opción digital lidera el mercado. Los principales creativos de este proceso, son los fotógrafos amateur y los que han encontrado en esta práctica su profesión y emprendimiento.

Y aunque hacer un revelado en casa parece una tarea extraordinaria y difícil, hoy venimos a decirte que esto es sólo un mito. Si quieres poner en marcha tu proyecto, este es el momento. Revisa esta lista de requisitos para que tus fotos queden como las de todo un profesional.

Estos son las herramientas para revelar fotos en casa

Anuncios

Revelar fotos en casa puede ser una tarea difícil si no estás completamente empapado del paso a paso. Pero antes de entrar en contexto, debemos hablar de los factores que debes tener en cuenta para que el revelado sea óptimo. Esto implica: habitación, temperatura, luz, químicos, etc. ¿Listo? ¡Vayamos al grano!

Habitación

Para revelar fotografías en casa hay que disponer de un espacio lo suficientemente amplio para que el resto de las herramientas no se vean entorpecidas. Dividir los espacios, diferenciando el área seca de la húmeda, sería ideal.

Pero si sólo quieres revelar negativos, podrías hacer un espacio en un cuarto sin luz y conseguir una bolsa negra. ¡Sí! Las bolsas negras son económicas, fáciles acceder y usar, y lo mejor, vienen en distintos tamaños. Le llaman “cuartos de revelado portátiles” o “de emergencias”.

Temperatura

La temperatura del cuarto de revelado es primordial, porque de este factor depende la velocidad en la que actuarán los químicos. En este caso, la temperatura ideal son 20ºC. Una forma práctica de calcular la temperatura adecuada es probando el tiempo en que tarda cada químico en hacer su efecto.

Tanques de revelado

Anuncios

Los tanques para revelar pueden ser de acero inoxidable o de plástico. Vienen en diferentes tamaños para dar cabida a 3 rollos de 120. Para principiantes, se recomienda uno con 2 carretes para un 120 o para 2 rollos de 35mm.

Jarra de plástico y embudo

Una jarra transparente de plástico y con capacidad para 4 litros de agua destilada es vital para mezclar las soluciones. Así mismo, un embudo que ayude a verter y reciclar los químicos en el tanque de revelado y contenedores.

Escobilla, pinzas y cable

Con el objetivo de deshacerse del agua que sobra de los negativos revelados, hay que secarlos haciendo uso de una escobilla. No se puede hacer con una esponja o con los dedos, esto dañaría la fotografía. El proceso del secado culmina, cuando cada negativo se cuelga con pinzas de ropa común en el cable dispuesto.

Químicos para revelar fotos en casa

Hay químicos líquidos y en polvo. Si es líquido, deberás usar un litro de agua, pero si es en polvo, son 4 litros de agua destilada lo que necesitarás. También necesitarás 3 contenedores: el revelador, el blix, y el estabilizador. Existen múltiples kits para revelar económicos y para principiantes.

Conoce todo el proceso para revelar fotos en casa

Revelar fotos en casa es un proceso divertido, que puede complicarse, pero una vez que encuentras el método más práctico, todo se vuelve más sencillo. Por lo general, en los primeros 2 intentos de revelado, estás calculando bien qué tiempo lleva hacer cada cosa, al tercero, ¡voilá! Aquí te dejamos el paso a paso:

1. Carga la película

Una vez hayas retirado la película de la cámara, ubícala alrededor de la espiral de revelado. Asegúrate que el rollo esté protegido dentro del tanque, sin contacto con la luz.

2. Prepara los químicos

Si compraste los químicos en polvo, no olvides prepararlos en orden: el revelador, el blix, y el estabilizador. Como antes indicamos, la temperatura debe ser 20ºC, te puedes ayudar a medirla con un termómetro.

3. Añade el revelador

Añade el revelador en la parte de arriba del tanque hasta que se llene. Agita el tanque para que el contraste de la imagen sea mejor. Deja que la película se revele la cantidad del tiempo que indique el químico.

4. Enjuaga la película con el blix y el estabilizador

Después de verter el revelador, comienza a enjuagar con el blix, este funciona para quitar los restos del revelado. Pasados unos minutos, retira el blix, añade el estabilizador y déjalo el tiempo que te indique la marca del químico. Para eliminar el exceso de estabilizador, enjuaga la película con el agua destilada.

5. Retira la película de la espiral

Destapa con mucho cuidado el tanque y retira la película de la espiral. Desenróscala y mantén los negativos sujetados por los extremos de la película, así evitarás dejar las huellas digitales.

6. Corta la película y cuelga los negativos

Para hacer la película más manejable, te invitamos a que la recortes en tiras de 20 centímetros. Cuidado con cortar entre los fotogramas, se podría arruinar el negativo. Una vez hecho esto, cuélgalas en una cuerda con pinzas comunes, hasta que estén completamente secas, 3 horas aproximadamente.

7. Imprime, escanea y haz copias

Con tu película revelada podrás hacer copias, escanearlas y almacenarlas en tu computadora, ahí puedes hacerle ediciones con aplicaciones de photoshop disponibles en Google Play:

Estas y otras aplicaciones 5 estrellas, están disponibles para Android y iOS. Así que, con estos sencillos programas podrás mejorar tus fotos reveladas en casa y publicarlas en tus redes sociales, o mejor, ¡venderlas! Desbloquea tu creatividad y trabaja tus fotos como el profesional que eres.

Si prefieres tenerlas en un álbum, puedes acercarte a una tienda, imprimirlas y conservarlas. Lo importante es que captures eventos importantes, los productos de un startup, por ejemplo, y las proceses tú mismo con pocos materiales y simples pasos.

Anuncios