#Tecnología

Cómo llegar a tener una casa inteligente en 2024

En 16/03/2023

Cómo tener una casa inteligente es una de las preguntas que muchos tienen actualmente. Los nuevos avances tecnológicos han generado comodidades muy atractivas y aplicar estos avances en el hogar es una aspiración generalizada.

Es importante aclarar que los hogares automatizados o inteligentes son los que se pueden manipular desde un lugar determinado. El control de los aparatos se puede realizar tanto dentro como fuera de la casa. La manipulación de los equipos electrodomésticos se puede ejecutar desde un teléfono inteligente.

¿Cómo tener una casa inteligente?

¿Quieres saber cómo tener una casa inteligente? El pilar principal para ello es la buena conexión y sincronización de tus aparatos. Así como una conversión simple que no generará muchos gastos.

Lo primero que se debe contemplar para la transición es establecer una conexión estable de internet. Este servicio es totalmente fundamental. A través de este se consigue instalar el controlador que gestiona la manipulación de los instrumentos.

Para asegurarse de tener una buena conexión, la velocidad debería ser mínimo de 5 Mb/seg. Por otro lado, es determinante el sistema de gestión automática que se escoja para el hogar.

Lo ideal es seleccionar una empresa que ofrezca el servicio que necesitemos implementar. Tan solo se deben estudiar las prestaciones de cada compañía y corroborar que sea un sistema intuitivo. El propósito es facilitar cualquier actividad en casa.

¿Qué debo tener en cuenta al escoger un sistema inteligente?

Hay determinados aspectos que debe poseer el sistema que se escogerá. Uno de los primeros sería la operatividad en niveles diversos. Con ello el usuario se asegura de contar con un control expandible que pueda progresar.

También debe tener un idioma comprensible para quien lo adquiera. Además, debe estar preconfigurado para una instalación rápida y sin intermediarios. Se debe también manejar un precio justo que cubra las prestaciones servidas.

En caso de que exista más de un responsable en casa, hay que conseguir un sistema para múltiples usuarios. Con esto se evita la privación del manejo para otros miembros del hogar.

¿Cuáles son los dispositivos y electrodomésticos necesarios para tener una casa inteligente?

Los aparatos que se tienen en el hogar definen cómo tener una casa inteligente. Ello por el hecho de que la autonomía de los electrodomésticos y dispositivos es relevante, además de la manipulación de estos en remoto.

La funcionalidad de los equipos hogareños garantiza el desenvolvimiento de las tareas del hogar en paralelo. Así, tan solo con un clic, se pueden accionar diferentes artefactos sin intervención directa alguna. Entre estos aparatos están:

Nevera inteligente

Este electrodoméstico cuenta con conexión a internet que facilita la actividad en la cocina. Si dispone de una pantalla táctil, pueden administrarse diferentes deberes. El contenido del interior de las neveras inteligentes puede observarse desde el Smartphone del usuario. No habrá motivo entonces para ignorar lo que hace falta en el inventario; puede hacerse el registro desde cualquier lugar.

Asimismo, desde la pantalla se pueden hacer listas de compras, crear recordatorios y hasta anotar las fechas de vencimiento de los productos. En cuanto a lo recreativo, se pueden proyectar en la pantalla fotografías y videos de la familia.

Lavadora inteligente

Ahora se puede definir el ciclo de lavado a distancia. Puedes establecer una hora para iniciar el proceso y determinar la modalidad adecuada para la carga. También puedes escoger entre las opciones de vigilar, cambiar o detener el lavado según sea conveniente.

Las sugerencias que el electrodoméstico ofrece al usuario permiten ahorrar energía y agua; el trabajo de lavado es mucho más rápido y eficiente. Por otro lado, la lavadora indica cuándo debe realizarse una limpieza de la cavidad de lavado.

Aire acondicionado inteligente

El enfriamiento y regulación automática del ambiente es sin duda una ventaja muy beneficiosa. Este tipo de aires acondicionados estima, según las condiciones ambientales, cuál sería la temperatura ideal para los espacios.

Igualmente, toma en cuenta las tendencias de uso del usuario para determinar los modos a emplear. Son dispositivos intuitivos que analizan condiciones externas e internas para brindar un desempeño autónomo.

Luces inteligentes

Estos instrumentos son sumamente útiles en el hogar. Pueden producir iluminación de cierta intensidad en momentos específicos; es posible programarlas para que su funcionamiento se dé automáticamente.

Usando detectores de movimientos, las luces se activarán sin tener que presionar algún botón. La luz natural del día es un aspecto tomado en cuenta en la cantidad de luz dispuesta por las luces inteligentes.

Persianas inteligentes

Están conectadas directamente a la red eléctrica, por lo que se abren y cierran a través de este medio impulsadas por un pequeño motor. No es necesario, por tanto, aplicar directamente la intervención del usuario.

Con presionar un interruptor, las persianas pueden subir para permitir una entrada mayor de luz o bajar para que haya más oscuridad. Aunque existen algunos modelos que trabajan automáticamente al establecer horarios y necesidades de uso.

Televisores inteligentes

Ver tv ya no es una actividad limitada a los canales y programas de una televisora. Los televisores inteligentes permiten a sus usuarios tareas múltiples desde la ejecución de aplicaciones hasta el ingreso a plataformas diversas en internet.

Es posible además la interconexión del televisor con otros dispositivos, como los teléfonos inteligentes. En ellos se puede escuchar música, ver series, grabar programas televisivos, navegar en internet, y mucho más.

Cómo llegar a tener una casa inteligente en 2024 | image 2

Otras consideraciones de cómo tener una casa inteligente

El sistema de autonomía y la buena conexión de internet para sostener la red de asistencia son imprescindibles. Pero también existen otros instrumentos que facilitan y simplifican las actividades del hogar. Estos forman parte del proceso:

Los equipos robotizados han ganado un lugar particular en los hogares inteligentes. Robots para lavandería de estructura plegable, aparatos de limpieza como lavavajillas y cortacésped son algunos de los elementos mencionados.

Cabe destacar que estos son tan solo pequeños pasos de lo que seguro será un cambio rotundo en el estilo de vida hogareño. Sin duda en estos momentos son herramientas que permiten un estilo de vida mucho más holgado.

Electrodomésticos necesarios en una casa inteligente

Los aparatos electrodomésticos que puedan desarrollar una actividad de forma automática son, sin duda, inteligentes. Es posible mantener una conexión con estos equipos por medio de internet; por lo general empleando una aplicación.

Se pueden hacer ajustes en los tiempos y funcionamiento de los aparatos, según lo que necesite y disponga el usuario. Algunos de ellos pueden ser: microondas, hornos inteligentes y cafeteras.

Ventajas de tener una casa inteligente

Cómo tener una casa inteligente es, básicamente, un objetivo actual para muchas familias. Y es que, el ideal de simplificación de la vida hogareña es bastante atractivo. Pero hay que saber en concreto cuáles son las ventajas:

  • Administración de la energía. Al estar todo programado por el sistema de gestión se usa la energía justa. No hay gastos innecesarios en lo correspondiente a agua, luz o gas.
  • Comodidad. Las tareas se ven reducidas a tan solo unas pocas pulsaciones en el teléfono celular. Programando los procesos de los electrodomésticos, las actividades prácticamente se desarrollan solas.
  • Alta seguridad. El monitoreo del hogar garantiza la seguridad tanto del inmueble como de sus ocupantes. Las casas inteligentes reducen los riesgos y accidentes de cualquier naturaleza.
  • Red comunicativa. Se crea una línea de comunicación directa con todos los equipos del hogar. Así se programa cada uno de los aparatos desde un mismo sitio.

Las desventajas de tener una casa inteligente

De igual forma, no todo cambio en la vida humana resulta totalmente positivo. La instalación de una casa inteligente puede acarrear algunas desventajas. Entre ellas se encuentran:

  • Instalación costosa. La instalación total de todos los electrodomésticos, aparatos y sistemas que se necesitarán pueden generar un alto precio. En un inicio, es una inversión elevada.
  • Poca compatibilidad. Los dispositivos escogidos, sus modelos y marcas, no siempre se compatibilizan con el sistema de gestión instalado. Esto acarrea que se seleccione de forma muy detallada cada elemento del hogar.
  • Disfuncionalidad al desconectarse. Sin importar la razón, en caso de que la conexión de internet se caiga el sistema perderá funcionalidad. La falta de red en el hogar durará lo que dura la desconexión.
  • Sobrecarga en el sistema. En caso de que se presente una sobrecarga, el sistema puede verse afectado gravemente. Si hay interconectividad entre los dispositivos, un tropiezo inhabilitaría la red completa.

Cada familia puede determinar la probabilidad de conveniencia de tener o no una vivienda inteligente. Lo que es seguro es que de migrar a una casa inteligente se tendrán beneficios notorios, sin que se dejen de correr algunos riesgos.